2 Dic 2020

Marta Cohen transmitió a los medios que fue contactada por el ministro de Ciencia y Tecnología de la Nación, doctor Roberto Salvarezza

En la nota señala que el motivo de la comunicación fue interiorizarla sobre los test desarrollados por el CONICET y su utilización específica en el diagnóstico del virus SARS-COV-2

La doctora Marta Cohen hizo saber a través de una comunicación epístolar remitida a los medios de Trenque Lauquen que fue llamada por el ministro de Ciencia y Tecnología de la Nación, doctor Roberto Salvarezza.

En la nota señala que el motivo de la comunicación fue interiorizarla sobre los test desarrollados por el CONICET y su utilización específica en el diagnóstico del virus SARS-COV-2. Explica Cohen que «los test utilizan la tecnología LAMP la cual, de acuerdo a un estudio conjunto realizado por la Universidad de Oxford, la Universidad de Sheffield y el Sheffield Teaching Hospital, tienen una sensibilidad diagnóstica del 99.1 por ciento y una especificidad del 99.6 por ciento».  Menciona que «el estudio aludido mostró que las pruebas diagnósticas que usan esta plataforma obtienen resultados similares a los de PCR. En mi condición de médica egresada de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP) y especializada y doctorada por la Universidad Nacional de Buenos Aires (UBA), sé de la valía y calidad académica de mis pares, profesionales y científicos argentinos, y el desarrollo de estos test rápidos así lo reflejan».

Luego de las explicaciones apuntadas más arriba, la médica nacida y criada en Trenque Lauquen, donde además vive su Padre, indica que «la aclaración surgió a raíz de una información errónea publicada en internet sobre el tipo de test que se desarrollan en el país». «En este contexto de encuentro, transmití al Ministro Salvarezza, mi inquietud respecto a que la Organización Our World in Data haya dejado de recolectar información del número de test realizados en Argentina debido a que el mismo es significativamente bajo. Por esta razón, esta organización considera que el número de casos confirmados es menor al número de casos reales, y reafirma que sin test diagnósticos no pueden recolectarse los datos», acota.

Salvarezza, Roberto – ministro de Ciencia y Tecnología de la Nación

La doctora Cohen, puntualiza que «en contacto directo con uno de los líderes de esta organización pude verificar que Our World in Data no ha interrumpido, ni el registro de casos positivos, ni el de fallecidos, datos que continúan siendo contabilizados. La Organización Mundial de la Salud por su parte, sugiere que cuando el número de casos positivos en un país es inferior al 10%, el número total de casos positivos es confiable.  Un valor de positivos mayor del 10 % del número de test realizados, sería un indicativo que son pocos los test que se realizan. Dado que en Argentina más del 65% de los test son positivos, esto confirmaría que en nuestro país se hacen pocas pruebas diagnósticas»

La profesional que es recurrentemente consultada por medios periodísticos argentinos y que días pasados ha sido reconocida por la Reina de Inglaterra a raíz de sus aportes a la medicina, agrega que «Argentina está realizando hoy alrededor de 21.850 test diarios, cuando en otros países (incluido el Reino Unido) el número asciende a 350.000/día, esperando llegar a diciembre de 2020 al 1 millón y 10 millones test diarios en 2021».

Comenta, también, los alcances del diálogo con el funcionario nacional exponiendo que «en la franqueza que me caracteriza, me permití expresarle al ministro que el número de test /día debería aumentarse significativamente hasta valores cercanos al millón de test/día, de manera que toda la población sea periódicamente testeada». Aporta que «se sabe que es entre la población joven y sana dónde se focaliza el mayor número de infecciones. Sin embargo, al ser estos casos positivos asintomáticos, continúan transmitiendo el virus de manera exponencial».  

Concluye la nota señalando que «el testeo masivo, de sintomáticos y asintomáticos, con aislamiento de los positivos y rastreo y testeo de los contactos– mientras continuamos ejerciendo el distanciamiento social y la higiene de manos- es actualmente la única herramienta con la que cuenta la humanidad para enlentecer la transmisión viral y concluir la pandemia que nos azota».