18 May 2021

Laporta se refirió a un plan integral para abordar el déficit de agua y cloacas

“El gobernador presentará en los primeros días de marzo, cuando comiencen las sesiones ordinarias de la Legislatura, un Plan Estratégico de Aguas y Saneamiento para toda la provincia. El proyecto engloba a toda la provincia en el tema de agua y cloacas” señaló La Porta a Diagonales TV, el programa que se emite por la señal de CN23

Laporta, Franco
Laporta, Franco
La provincia de Buenos Aires discutirá a partir de la apertura de las sesiones ordinarias la implementación de un plan integral para abordar el déficit en el servicio de agua y cloacas. Así lo anunció el secretario de Servicios Públicos, Franco La Porta, quien dijo que se pretende «garantizar el servicio universal». El adelanto se da en medio una serie de cuestionamientos a la empresa Absa por la calidad de su prestación.

“El gobernador presentará en los primeros días de marzo, cuando comiencen las sesiones ordinarias de la Legislatura, un Plan Estratégico de Aguas y Saneamiento para toda la provincia. El proyecto engloba a toda la provincia en el tema de agua y cloacas” señaló La Porta a Diagonales TV, el programa que se emite por la señal de CN23.

La Porta explicó que el proyecto de ley garantizará un servicio universal para abastecer de agua a toda la provincia que requerirá una planificación de obras que va a demandar años y muchos recursos. “Confiamos en que a partir de la ley aprobada se podrán buscar recursos tanto de provincia, Nación o créditos internacionales”, dijo el secretario.

En ese marco, La Porta se refirió al fallo de la Corte Suprema de Justicia que respaldó a los vecinos de 9 de julio y otras localidades sobre la contaminación de arsénico en el agua y la obligación de la provincia de abastecer con bidones a los vecinos hasta que se solucione. “Es un tema preocupante, muy complejo ya que es un tema del subsuelo, de la geología de un amplio sector de la provincia donde el arsénico existe en el suelo. La provincia atiende el fallo de la Corte y se está entregando el agua en bidones durante el periodo que se construya una planta de abatimiento de arsénico”, remarcó.

Luego agregó: “La planta se comenzó a construir el año pasado y ya está en un 50 por ciento de su construcción y a un costo superior a los 30 millones de pesos. Esta obra resuelve el problema de esa localidad, pero inmediatamente, como nos pasó con Carlos Casares, otras localidades nos pedirán la misma planta con razón”.