16 Abr 2021

Expertos de la Provincia asesoran al CUCAIBA

La tarea se enmarca, además, en las disposiciones del Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante (INCUCAI), que es el ente regulador de la actividad transplantológica de la Argentina

La Secretaría General de la Gobernación, a través de Cuerpo de Expertos en Gestión Pública, asiste al Centro Único de Ablación e Implante de la provincia de Buenos Aires (CUCAIBA) para que pueda cumplir con el proceso de certificación de calidad ISO 9001 del servicio de Diagnóstico, Tratamiento y Sostén de Enfermedades Hemáticas-UTMO. De ese modo, esa área podrá garantizar la calidad tanto de la gestión como de las prestaciones que brinda.

Según explicó el secretario general de la Gobernación, Martín Ferré, “esta tarea marca uno de los aspectos centrales de la gestión de Daniel Scioli que es la mejora constante en la eficacia de los servicios que presta el Estado a los ciudadanos de la Provincia, en especial en un tema tan sensible como es la salud”.

“Alcanzar una certificación internacional en esta materia permite lograr una optimización constante en una organización y, por ende, en la prestación de sus servicios, en este caso de alta complejidad”, destacó.

La asistencia se lleva a cabo a través del Cuerpo de Expertos -que depende de la Subsecretaría para la Modernización del Estado, a cargo de Santiago Cafiero-, quienes llevan a cabo capacitaciones, encuentros y talleres destinados a más de 80 integrantes de la Unidad de Trasplante de Médula Ósea del Hospital Interzonal General de Agudos Profesor Dr. Rodolfo Rossi (UTMO), el primer equipo de este tipo conformado en el sector público de la salud y que, desde 1994, lleva realizados 644 trasplantes.

La tarea se enmarca, además, en las disposiciones del Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante (INCUCAI), que es el ente regulador de la actividad transplantológica de la Argentina y el encargado de evaluar la habilitación de los distintos centros de trasplante que hayan adoptado los sistemas de calidad correspondientes.

El objetivo es garantizar y certificar que las células hematopoyéticas –encargadas de la producción de glóbulos rojos, blancos y plaquetas- sean operadas bajo programas de garantía de calidad de pacientes con indicación del trasplante respectivo.

El requerimiento de alcanzar una norma de calidad internacional se basa en la alta complejidad que trae aparejado el procedimiento de trasplante, desde el diagnóstico de enfermedades oncohematológicas y aplasia de medula ósea, obtención de los donantes compatibles hasta la admisión propiamente dicha al Programa de Trasplante.

“Asistir a un organismo tan importante para la salud de los argentinos como el CUCAIBA forma parte de los principios que rigen la gestión del gobernador Scioli y que se vinculan con un Estado activo y moderno, con políticas que le brinden a los ciudadanos una mejor calidad de vida”, concluyó Ferré.