17 Jun 2021

Acuerdo entre el Ministerio de Agricultura y la industria molinera

El Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca, conducido por Carlos Casamiquela, firmó este martes un acuerdo con la Federación Argentina de la Industria Molinera (FAIM)

Delgado y Ciafarelli durante la firma
Delgado y Ciafarelli durante la firma
El Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca, conducido por Carlos Casamiquela, firmó este martes un acuerdo con la Federación Argentina de la Industria Molinera (FAIM) con el fin de poner en marcha instrumentos financieros que faciliten la operatoria de la actividad triguera y molinera.

En el acuerdo, firmado entre el Secretario de Agricultura, Ganadería y Pesca, Gabriel Delgado, y el presidente de la FAIM, Diego Cifarelli, las partes asumen el compromiso de mejorar las condiciones de competitividad del sector molinero, en particular a través de una mayor participación de la molinería en el mercado de futuros. Específicamente, FAIM acordó que la molinería cubrirá 2,5 millones de toneladas de trigo en contratos a término, en la medida que el volumen de cereal permita su realización. El objetivo es que la industria molinera utilice el mercado de futuro para darle más certeza a sus costos y para asegurar una parte creciente de sus necesidades de trigo para molienda, lo que permitirá estimar en forma más precisa los saldos exportables y, por lo tanto, agilizar la operatoria del comercio exterior.

La Secretaría de Agricultura acordó que se otorgará apoyo a la gestión de gastos asociados a la operatoria de mercado a término, en especial a los molinos chicos. Por otro lado, se encargará de diseñar y gestionar líneas de crédito con bonificación de tasa destinadas a fertilización y labores en trigo y a capital de trabajo para molinos de trigo.

Por su parte, la FAIM, con colaboración de la SAGyP y de las organizaciones de comercialización de granos de todo el país, organizará cursos de capacitación y difusión de la operatoria del mercado a término destinados al sector molinero.

Todas estas acciones serán monitoreadas por un equipo de trabajo conformado por representantes designados por la SAGyP y la FAIM, cuyos resultados serán relevados trimestralmente. Paralelamente, este equipo de trabajo abordará el diseño y la instrumentación de un «estándar de trigo molinero» que contemple las necesidades de la industria para producir harinas panificables.