30 Oct 2020

El diagnóstico de la enfermedad de la Presidente

Las causas de un hematoma subdural se desarrollan cuando las diminutas venas que corren entre la duramadre y la superficie del cerebro se rompen y dejan escapar sangre. Por lo general, se presenta como resultado de un traumatismo craneal leve

Según la literatura médica, el hematoma subdural crónico es una acumulación «vieja» de sangre y de productos de la descomposición de la sangre localizada entre la superficie del cerebro y su capa más exterior (duramadre). Su fase crónica, comienza varias semanas después del primer sangrado.

Las causas de un hematoma subdural se desarrollan cuando las diminutas venas que corren entre la duramadre y la superficie del cerebro se rompen y dejan escapar sangre. Por lo general, se presenta como resultado de un traumatismo craneal leve y luego se forma una acumulación de sangre sobre la superficie del cerebro.

En el tratamiento de este tipo de afección el objetivo es controlar los síntomas y minimizar o prevenir un daño cerebral permanente.

Los hematomas subdurales crónicos que causan síntomas generalmente no sanan por sí mismos con el tiempo.