Daniel Arroyo en Trenque Lauquen: «tenemos el 28 por ciento de pobreza en el país y 43 por ciento de pobreza en los niños»

Arroyo expresó que «las autoridades nacionales gobiernan con un solo ojo. Ve solo una parte. A la industria competitiva, a la minería, al sector financiero y a la soja. No ve al resto. Ese resto, es el sesenta por ciento»

Arroyo y Jordán

«Las tarifas no pueden subir más que los salarios y esto tiene que ser Ley; hay que bajar los impuestos a las Pymes, fortaleciendo su acción, y es clave establecer un criterio donde el Estado pueda acompañar, donde no se deje llevar solo por el ojo de los grandes empresas. Ese es el mundo que hay que fomentar en la Argentina y hay que hacerlo de verdad», dijo en diálogo exclusivo con Las Radios de Trenque Lauquen (AM 1280 y FM 88.5) el candidato a Diputado Nacional por la provincia de Buenos Aires de 1País, Licenciado Daniel Arroyo. El dirigente señaló que «el gobierno no va para el lado que proponemos. Lamentablemente va para otro lado. Vamos a insistir desde la cámara para que ello se modifique y trabajar para gobernar haciéndolo bien».

Daniel Arroyo que fuera ministro de Desarrollo Social en Nación y viceministro de esa cartera en la provincia, al ser interrogado sobre la pobreza dijo que «el problema es serio, porque tenemos el 28 por ciento de pobreza general en la Argentina y 43 por ciento de pobreza en los niños. Esto viene mal, porque los chicos van a crecer y se va a complicar».

El dirigente de 1País sugirió «en el corto plazo decretar la Emergencia Alimentaria; en segundo lugar resolver el problema del crédito, con una sociedad sobre endeudada con tasas que decir son usurarias, es muy respetuoso, para tapar agujeros, y lo tercero que hay que cortar es la venta de drogas». Con relación a los problemas de alimentación apuntó que «hay más chicos que se quedan a comer en las escuelas, bajó el consumo de carne y leche, y subió el consumo de harina. Los mismos datos oficiales dicen que aumentó la indigencia».

Arroyo insistió en que «las autoridades nacionales gobiernan con un solo ojo. Ve solo una parte. A la industria competitiva, a la minería, al sector financiero y a la soja. No ve al resto. Ese resto, es el sesenta por ciento».